Centro de Informes

Zonas frías: cuáles son los puntos principales del proyecto convertido en ley

El proyecto de Zonas Fríasaprobado este 25 de junio en la Cámara de Senados con 52 votos afirmativos, 12 negativos y ninguna abstención, impulsará una reducción en las tarifas de gas para municipios bonaerenses y de Santa Fe, Córdoba, Mendoza, San Juan, San Luis y Salta.

Esta iniciativa llegó al Congreso con el aval del jefe del bloque del Frente de Todos Máximo Kirchner, y unificó iniciativas del mendocino José Luis Ramón, la legisladora de Olavarría Liliana Schwindt y el tandilense Alejandro “Topo” Rodríguez, tres de las jurisdicciones que se verán beneficiadas con la normativa.

Si bien es un tema que se venía tratando hace tiempo, la aprobación del proyecto se da del inicio de la campaña electoral y se inscribe dentro de la estrategia de “buenas noticias” que el Gobierno nacional busca dar, sobre todo en el ámbito económico, para aliviar los efectos negativos de la pandemia. 

De acuerdo al Gobierno, el beneficio generará un “alivio” en las facturas de gas que paga el 28% de la población, llegando así a un 44% de los usuarios residenciales de todo el país. El régimen ya se encuentra vigente en la Patagonia (incluida La Pampa), en Malargüe (Mendoza) y en un sector de la Puna, con un total de 849.965 beneficiarios.

Con la ampliación del sistema, el Gobierno calcula que se incorporarán 3.140.000 de nuevos hogares con tarifa diferencial por zona fría, pasando así a un total de prácticamente 4 millones de beneficiarios.

Una vez promulgada, la ley extenderá el beneficio a localidades de Mendoza, San Juan, San Luis, Salta, Córdoba, La Rioja, Salta, Tucumán y Catamarca, además de cincuenta municipios de la provincia de Buenos Aires con clima frío o templado-frío.

Puntos destacados del proyecto Zonas Frías

Los residentes de las zonas contempladas en el proyecto, que registran temperaturas muy bajas durante el invierno, tendrán una disminución de entre 30% y 50% en las facturas de gas, de acuerdo a la situación económica de cada sector, según uno de los artículos de la iniciativa.

Reducirá en las zonas comprendidas las tarifas de gas en alrededor de 50 por ciento a los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y la Asignación por Embarazo, de pensiones no contributivas y jubilados -hasta 4 salarios mínimos-, del monotributo social, usuarios que perciben seguro de desempleo y empleados de casas particulares.

También podrán tener este beneficio quienes estén exentos en el pago de ABL o tributos locales de igual naturaleza o los que tengan una pensión vitalicia como veteranos de Guerra del Atlántico Sur.

Respecto del resto de los usuarios residenciales, la tarifa diferencial implicará una disminución del 30% de la factura de gas correspondiente.

El proyecto prorroga por 10 años el Fondo Fiduciario de Consumos Residenciales de Gas (artículo 75, Ley 25.565) y aumenta la cantidad de departamentos y localidades de todo el país de temperaturas bajas comprendidos en este beneficio.

LR / DS

También te puede interesar

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.