Centro de Informes

Llega la última superluna del año: cómo y cuándo verla desde México

En junio, la Luna de fresa ocurrirá cerca del perigeo (Foto: Shutterstock)

Este mes, los amantes de la astronomía en México se perdieron el eclipse anular de Sol, que tuvo lugar el día 10 y solo pudo apreciarse desde algunos puntos de América del Norte, Groenlandia, Europa, Rusia y China. Sin embargo, junio no ha terminado todavía, y nos regalará otros eventos celestes, a modo de compensación.

El fenómeno más destacado será la superluna de fresa, que ocurrirá el próximo jueves 24 de junio. Según la NASA, los nativos mexicanos la llamaron así porque coincide con la temporada de cosecha de fresas, que se restringe al sexto mes del año.

Según explicó a Infobae México Raúl Mújica, astrónomo del INAOE, una superluna se produce cuando el satélite se encuentra en fase llena y a la vez se ubica muy cerca de su perigeo, es decir, del punto de su órbita más cercano a la Tierra.

“No es un término que astronómicamente se utilice pero se ha vuelto muy famoso. Simplemente es una Luna llena que sucede cerca del perigeo, que es el punto de la órbita de la Luna más cercano a la Tierra. Al más lejano se le llama apogeo”, indicó el experto.

La esfera gris perla alcanzará su mínima distancia con nuestro planeta el miércoles 23 de junio, ubicándose a unos 360,000 kilómetros. Un día más tarde continuará muy próxima al perigeo y entrará en fase llena. Entonces ocurrirá la superluna de fresa, y el disco del satélite se verá un 7% más grande y un 15% más brillante de lo normal. Será la última superluna que veremos este 2021.

Además, junio nos traerá otros eventos astronómicos importantes. El domingo 20 de junio se producirá el solsticio de verano en el hemisferio norte, un fenómeno astronómico que pondrá fin a la primavera y marcará el inicio de la nueva estación.

Según el Instituto de Astronomía de la Universidad Nacional de México (UNAM), el solsticio ocurrirá concretamente a las 21:32 de la noche -hora del centro del país-.

El 20 de junio dará comienzo el verano en el hemisferio norte. Será el día más largo y la noche más corta (Foto: Margarito Pérez Retana/Cuartoscuro/Archivo)
El 20 de junio dará comienzo el verano en el hemisferio norte. Será el día más largo y la noche más corta (Foto: Margarito Pérez Retana/Cuartoscuro/Archivo) (Margarito Perez Retana/)

¿Por qué ocurre el solsticio de verano?

El eje de la Tierra es un polo imaginario que atraviesa nuestro planeta de arriba a abajo. Como sabemos, nuestro mundo gira sobre esa línea imaginaria, completando una vuelta en 24 horas, y esto da lugar a los días y las noches.

De acuerdo con la NASA, este eje terrestre está inclinado siempre 23,5º con respecto al Sol. Esta posición provoca que las cantidades de luz solar que recibe cada región de nuestro planeta sean diferentes a medida que el planeta avanza por su órbita.

Cuando el Polo Norte apunta hacia el astro rey, el polo sur se inclina en dirección opuesta. Esto hace que en nuestro hemisferio comience el verano, y en la zona sur, el invierno.

“El solsticio de verano en el hemisferio norte es un instante en que el polo norte de la Tierra apunta más directamente hacia el Sol que en cualquier otra época del año”, explica la NASA.

El próximo 20 de junio el polo norte alcanzará su máxima inclinación hacia el astro rey, por lo que recibirá durante más tiempo los rayos del sol, haciendo que el día sea más largo, y la noche más corta. Sin embargo, esto no implica que vaya a ser la jornada más calurosa. Aunque la Tierra sí absorberá gran cantidad de luz solar ese día, los océanos tardan en calentarse, y la diferencia de temperaturas no comienza a apreciarse hasta semanas después, entre julio y agosto.

(Foto: EFE/Lavandeira jr/Archivo)
(Foto: EFE/Lavandeira jr/Archivo) (EFE/)

“Los océanos son lentos para calentarse y permanecen frescos, resultando esto en una influencia moderadora sobre las variaciones de temperatura”, explica la agencia espacial estadounidense en su sitio web.

Tampoco significa que nuestro mundo se encuentre más próximo al Sol. De hecho, la Tierra alcanza su punto más cercano a la estrella en enero.

“La Tierra está lo más cercana del Sol entre el 3 y el 5 de enero. La diferencia es un pequeño por ciento de distancia, demasiado pequeña para ser vista”, indicó la NASA.

De esta forma, el solsticio de verano en el hemisferio norte solo implica que esta zona de la Tierra está más ladeada hacia la estrella. Por ello recibe más luz solar y aumentan las temperaturas con el paso de las semanas.

Conjunción de la Luna y Saturno

Además, el domingo 27 de junio podremos contemplar desde México la conjunción de la Luna y Saturno. De acuerdo al Instituto de Astronomía de la UNAM ocurrirá a las 04:30 de la madrugada, y se podrá apreciar a simple vista, sin necesidad de utilizar instrumentos profesionales de observación. Esto siempre que las condiciones meteorológicas lo permitan.

SEGUIR LEYENDO:

Eclipse Solar: cuándo podremos ver desde México el anillo de fuego

Solsticio de verano 2021: cuándo ocurrirá en México, y por qué será el día más largo del año

La increíble simulación que muestra cómo nacen las estrellas bebés

Cómo fue que los científicos descubrieron la “música” del universo y tienen más misterios por aclarar

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.