Centro de Informes
El municipio no quiere habilitar los balnearios y los guardavidas irán a la Justicia

El municipio no quiere habilitar los balnearios y los guardavidas irán a la Justicia

Los guardavidas esperaban como cada año la convocatoria para inscribirse, revalidar la habilitación y asegurar sus puestos de trabajo durante el próximo verano en los balnearios lacustres, pero hace pocos días les informaron desde el municipio que la voluntad esta temporada es mantenerlos cerrados y no brindar ese servicio.

Son alrededor de 40 los guardavidas que en esta época suelen firmar sus contratos. El sindicato que los representa advirtió que la decisión municipal es lisa y llanamente un despido y que se presentarán a la justicia. Como paso previo llevaron un planteo a la secretaría provincial de Trabajo, que convocó a las partes a una audiencia para el próximo martes 27.

El secretario general del sindicato de guardavidas, Juan Rapaport, dijo que hace pocos días mantuvieron un encuentro por zoom con la subsecretaria de Protección Civil, Patricia Díaz, y con una representante legal del Ejecutivo para conocer cuál el plan para la temporada 2020/2021. 

“Allí nos comunicaron la decisión de no abrir los balnearios, con un balbuceo de motivos, entre económicos y sanitarios”, relató Rapoport. 

Dijo que esa medida “es difícil de entender en este contexto” porque la función de los guardavidas es importante en materia de vigilancia y prevención “y así es considerado en todo el país”, donde hay iniciativas para reforzar ese servicio.

Señaló que “la gente a la playa va a ir igual y es impensable cerrarlas por decreto, salvo que pongan cuarenta gendarmes en cada balneario”.

El intendente Gustavo Gennuso, en su programa de radio, le restó gravedad al conflicto y dijo que la decisión de mantener los balnearios cerrados se debe a “la falta de autorización nacional”, que podría llegar antes de la temporada.

“Sé que los guardavidas están impacientes, pero no depende de nosotros”, afirmó. Otro trabajador que también participa de la conducción del sindicato, Juan Manuel Giraldes, desmintió al intendente y dijo que a nivel nacional la actividad no solo está habilitada, sino que se le otorgó categoría de “esencial”.

Refirió también que ya existe un protocolo de trabajo homologado por Salud y que “incluso en la costa atlántica están preparando la apertura de más balnearios que en años anteriores, para que la gente no se amontone”, de modo que van a necesitar más guardavidas. 

Rapaport dijo que defenderán sus puestos de trabajo y que si no los convocan se trataría de un despido, “lo cual está prohibido por decreto desde el inicio de la pandemia”.

Refirió que en Bariloche son 40 los guardavidas que esperan por sus contratos y que algunos tienen 20 años de antigüedad. Dijo también que los preocupa un “rumor” que señala el interés del municipio por “tercerizar” los balnearios y generar concesiones, que serían en adelante las responsables de contratar a los guardavidas.

Según el sindicato, el Estado no puede desentenderse de la tarea de brindar seguridad a los bañistas. Rapaport dijo que esperan la audiencia en Trabajo para que el municipio les brinde una respuesta, porque hasta hoy “no hay nada por escrito”.

Antes enviaron telegramas para hacer la “reserva de vacante” y pedir que el municipio les aclare la situación contractual. “Según indicó el abogado, son los pasos administrativos que hay que cumplir antes de recurrir a la Justicia”, sostuvo el sindicalista.

The post El municipio no quiere habilitar los balnearios y los guardavidas irán a la Justicia appeared first on Diario Río Negro.

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.